USO DE COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros, analizando sus hábitos de navegación en nuestra página web, con la finalidad de garantizar la calidad, seguridad y mejora de los servicios ofrecidos a través de la misma. En los casos en que el usuario no manifieste expresamente si acepta o no la instalación de las cookies, pero continúe utilizando nuestra página web, se entenderá que éste ha dado su consentimiento, informándole expresamente de la posibilidad de bloquear o eliminar las cookies instaladas en su equipo mediante la configuración de las opciones del navegador. Puede obtener más información a este respecto consultando nuestra “Política de Cookies”.

Al-Mahdi, Sadig Al-Mahdi, Sadig

Al-Mahdi, Sadig

Primer Ministro de Sudán (1966-1967, 1986-1989)

Sadig Al-Mahdi

Primer Ministro de Sudán (1966-1967, 1986-1989)

 

Lugar y fecha de Nacimiento:

Al-Abasya, Omdurman (Sudan), 25 de Diciembre, 1935

 

Educación:

Master en Economía, Política y Filosofía, Escuela de Economía, Universidad de Oxford.

 

Carrera Política:

Al-Mahdi inició su carrera política en el Ministerio de Finanzas donde trabajó durante 1957 y 1958. Dejó el Ministerio para protestar por el golpe de estado (1958). En 1961 Al-Mahdi fue elegido Presidente del partido opositor Frente Unificado Nacional. Su liderazgo en la oposición contribuyó a la caída de la dictadura de Aboud en 1964.

Al-Mahdi fue designado presidente del partido Umma en Noviembre de 1964, donde lideró una campaña para promover el activismo político, el desarrollo político del Islam y la reforma del partido, mediante la ampliación de sus bases y la promoción de prácticas democráticas. A pesar de sus esfuerzos hacia la democratización del gobierno, hubo otro golpe de estado en 1969 que condujo hacia una dictadura conocida como The May Regime.

Después de ser arrestado por el gobierno militar se exilió en Egipto y fue encarcelado en Sudán repetidamente hasta 1974. A finales de ese año viajó al extranjero y visitó las capitales árabes y africanas, donde dictó numerosas conferencias. En el exilio creó el Frente Democrático Nacional (NDF) integrado por el Umma, el Partido Unionista Democrático y la Fraternidad Musulmana. A través de sus esfuerzos, el NDF logró un acuerdo nacional de reconciliación con The May Regime en 1977 para iniciar la reforma democrática.

El acuerdo tuvo poco efecto y Al-Mahdi continuó impulsando la democratización a pesar de su arresto en 1983. Liberado en Diciembre de 1984, lideró la oposición que condujo a la revolución de Abril de 1985. Elegido Presidente de Umma, ganó las elecciones generales para convertirse en Primer Ministro de Sudán en 1986, puesto que conservó hasta que el gobierno fue derrocado en 1989. Después de ser detenido, encarcelado y torturado, Al-Mahdi se exilió en 1996 para continuar liderando la oposición pero regresó a Sudán en el año 2000. En 2002 fue elegido IMAM (líder religioso) de ALANSAR y en 2003 fue re-elegido Presidente de Umma y firmó con el Movimiento Armado para la Liberación de Sudán (SPLM/A) y el Partido Unionista Democrático (DUP) la Declaración de El Cairo para la Paz y la Transformación Democrática. El régimen de Khartoum recibió con beneplácito la declaración, pero posteriormente rehusó implementarla. Actualmente Al-Mahdi continúa sus esfuerzos para restablecer la paz y la democracia en Sudán, y resolver el dilema entre la vida moderna y el renacimiento religioso del mundo musulmán.

Otros:

Es autor de decenas de libros centrados en diferentes temas relacionados con la democracia, los Derechos Humanos, el desarrollo, la autenticidad y el renacimiento islámico, como The Southern Question (1964); Speeches in Exile (1976); Questions on Mahadism (1979); Legitimate Penalties and Their Position in the Islamic Social System (1987); Democracy in Sudan: Will Return and Triumph (1990); Challenges of the Nineties (1991); y We Laughed in Sad Circumstances (sin publicar). Al-Mahdi es también columnista semanal para el diario ALSHARQ ALAWSAT de Londres.

Colabora

Colabora

No podemos hacerlo solos

El Club de Madrid está comprometido con la democracia en todo el mundo.
Con tu apoyo podemos impulsar los valores democráticos y fomentar
el cambio social y político. Puedes ayudar a asegurar un futuro sostenible
para las próximas generaciones, uniendo nuestros esfuerzos de distintas
formas. Así es como puedes marcar la diferencia: