Información básica sobre cookies
Una cookie o galleta informática es un pequeño archivo de información que se guarda en su navegador cada vez que visita nuestra página web.
La utilidad de las cookies es guardar el historial de su actividad en nuestra página web, de manera que, cuando la visite nuevamente, ésta pueda identificarle y configurar el contenido de la misma en base a sus hábitos de navegación, identidad y preferencias.
Las cookies pueden ser aceptadas, rechazadas, bloqueadas y borradas, según desee. Ello podrá hacerlo mediante las opciones disponibles en la presente ventana o a través de la configuración de su navegador, según el caso.
En caso de que rechace las cookies no podremos asegurarle el correcto funcionamiento de las distintas funcionalidades de nuestra página web.
Más información en el apartado “POLÍTICA DE COOKIES” de nuestra página web.

Gemayel, Amine Pierre Gemayel, Amine Pierre

Gemayel, Amine Pierre

Presidente de Líbano (1982-1988)

Amine Gemayel

Presidente del Líbano (1982-1988)

Fecha y Lugar de Nacimiento:

22 de enero de 1942, Bikfayya (Líbano)

Educación:

Amien Gemayel estudió Derecho en la Universidad Cristiana del Líbano, Saint Joseph (Beirut), donde alcanzó la licenciatura en 1966.

Experiencia Profesional y Carrera Política:

Amine Gemayel comenzó su andadura política muy joven en el partido demócrata-cristiano y Nacionalista libanés Katâeb (‘Falange’) fundado por su padre en 1936. Antes de ser presidente, fue diputado de la Asamblea Nacional durante 12 años. Su responsabilidad y sus buenas dotes como gestor explican sus éxitos en el mundo empresarial social y político.

Aunque estuviera al mando de una unidad privada de policía durante la guerra del Líbano (1975-1982), Gemayel se involucró principalmente en el conflicto usando medios políticos y conciliadores. Por lo tanto mantuvo contacto con los líderes musulmanes y palestinos durante la guerra y promovió posiciones moderadas, teniendo presente que en una sociedad democrática pluralista el liderazgo nacional supone entendimiento mutuo. Gemayel resultó ser el sucesor natural para la presidencia tras el asesinato de su carismático hermano, el presidente-elegido Bashir Gemayel, en septiembre de 1982. Gemayel se mostró cómo el ‘candidato de consenso’ apoyado casi unánimemente tanto por la comunidad internacional cómo por la comunidad árabe. Sin embargo, a pesar de este apoyo, su candidatura fue recibida de manera mucho menos positiva por Israel, Siria, Irán, Libia y la Organización para la Liberación de Palestina. Además, algunos nombramientos dentro de su gobierno o a puestos políticos fueron cuestionados.

Amine Gemayel se definió como parte de la derecha progresista. Quiso promover un Líbano basado en los derechos humanos, en el espíritu empresarial, la moderación, en la repulsión al totalitarismo y en la aspiración por la unidad y la diversidad de sus pueblos. Amine Gemayel también creyó en el carácter árabe del estado libanés, puesto que depende principalmente del mundo árabe y de su prosperidad. 

Tras su presidencia, el Sr. Gemayel se exiló durante 12 años, viviendo en Suiza, Francia y los Estados Unidos. Volvió al Líbano a principios del 2000 y empezó su oposición al gobierno del Presidente Émile Lahoud fundando un nuevo partido, el Al-Qaida al Kataebiya, afirmando ser el único y legitimo sucesor del Kateab Party fundado por su padre.

En 2003, Amine Gemayel trató de actuar como intermedio en la crisis entre el presidente estadounidense George W. Bush y el dictador iraquí Saddam Hussein. Sus esfuerzos no pudieron impedir la guerra iniciado por los EEUU el mismo año pero alimentaron especulaciones de que pudiera ser candidato a la sucesión de Kofi Annan como Secretario General de las Naciones Unidas  – puesto finalmente atribuido al coreano Ban Ki-Moon. 

Colabora

Colabora

No podemos hacerlo solos

El Club de Madrid está comprometido con la democracia en todo el mundo.
Con tu apoyo podemos impulsar los valores democráticos y fomentar
el cambio social y político. Puedes ayudar a asegurar un futuro sostenible
para las próximas generaciones, uniendo nuestros esfuerzos de distintas
formas. Así es como puedes marcar la diferencia: